domingo, 13 de agosto de 2017

Doble enredo



Para cualquiera que se pase por aquí alguna vez es bien sabida mi afición al papel. He crecido entre papeles y entre papeles, no podía ser de otra forma ...

Y los papeles en forma de recortables me han atraído siempre. Recuerdo con especial apego aquel año en Madrid, cuando en la calle Palafox a unos portales de donde yo vivía había una pequeña librería donde yo invertía mi peseta de los domingos en recortables, aquellos de casitas, chalets y villas de todos los estilos, además de las mariquitas creo que eran los únicos recortables en el mercado ...

Después cuando mis hijos eran niños y esta casa era un lugar libre de tv, para las temporadas que pasábamos aquí yo les compraba todo tipo de recortables, entonces sí que los había divinos de la muerta, recuerdo especialmente unos de gigantes y cabezudos que eran divinos de la muerte y anduvieron durante años merodeando por las estanterías, hasta que la capa  de polvo prácticamente ocultaba sus colores vivos y brillantes y tuve que deshacerme de ellos...

Y no hace mucho, en una de esas limpiezas profundas que a veces conseguimos que se hagan en alguna de las habitaciones, apareció un cuadernillo de recortables....mio!!! mio, nada de basura, le dije a alguno rescatándolo de una muerta segura, del olvido para siempre. Y por ahí lo archivé para mejor momento.

Y su momento le llegó estas semanas pasadas, cuando mi lumbalgia no me dejaba ni concentrarme para escribir ni casi sentarme para recortar ..pero fui recortando, eso sí, tuve un ataque de lucidez y lo fotografíé antes ...eso me permitió montarlo después en miniatura :


es un álbum de buen tamaño, para permitir un tamaño aceptable de las piezas que, eso sí, cada una son de una escala, pero tan bonitas ...! Vean: 

La torre de Pisa, tan inclinadita ella :


la torre TRansamérica de San Francisco : 


el Empire State de Nueva York: 

La giralda de Sevilla con su giraldillo de remate: 

La Tour Eiffel de Paris: 

abajo la Tour Eiffel de charleta con la Giralda y con un molino holandés que no he sido capaz de saber si tiene nombre propio :

y la torre BIG Ben de Londres de compadreo con los rascacielos americanos, ya ven lo que les decía de la escala: 

y la torre de Pisa con una pequeña pagoda, de un parque de Kioto, según creo: 

y claro, después las preguntas obligadas, les sonarán ...y para que quieres "eso"...? ...y donde vas a poner "eso"...? ...cuanta incomprensión, que les voy a contar...

Pero sucede que a la vez estábamos por aquí preparando la xuntanza nº 10, que celebramos ayer ( ya les contaré el próximo domingo, hoy no me da tiempo) , y entonces se me ocurrió compartir con mis amigas mi afición a los recortes, y me puse a enredar un poco más ...




les dejé los trabajos a medias, ya lo ven, a ver si los acaban ...pero yo sumé un enredo añadido al primer enredo y enredo más enredo = doble enredo, ya lo dije al principio ...

Las fotografías son un poco penosas en esta ocasión, han pillado esos días luminosos del invierno gallego, que le vamos a hacer ...para compensarles, sortearé el próximo domingo esa tablita que dejo ahí abajo, montando el Empire State: 


Y el minisorteo de hoy, no lo he olvidado, salió el nº 19, que corresponde a Matxalen. Gracias a todas por pasarse por aquí...otra vez será ...

domingo, 6 de agosto de 2017

Tarta de Santiago


Verán, cuando tuvimos la última xuntanza, en Monforte, yo llevé para acompañar al café una tarta de almendra, que por aquí se llama tarta de Santiago, porque se empaqueta con aire peregrino y tal y se coloca a los visitantes como recuerdo ...en muchas ocasiones se deja marcada en la cara superior la cruz de Santiago, que mola
más ...( pero soy mala cocinera y no tenía yo plantilla adecuada para mucha producción, volveré a ello...)

El caso es que le dije a Marla: no me tires la caja que la minimizaré ( como no tomo dulce nunca la habría comprado para mí). Y con la caja me vine de vuelta y durante semanas estuve esperando que mi hija pequeña me montara el imprimible, porque la caja es más grande que mi escáner, en vano. Así que como yo había prometido a mis amigas llevar para la próxima xuntanza tartas de almendra, no tuve más remedio que ponerme yo misma a ello, que lo prometido es deuda. Y me puse :



Prometo dejar la receta otro día, que hoy voy con prisa, estoy en medio de un ataque de lumbago y estar sentada me va fatal ...y escribir de pie también...

En fin, que llegados a este punto y después de poner las tartas en su cajita con el resto de los presentes, se me ocurrió que para ir a la mesa mucho mejor presentar en una fuente adecuada que en la propia caja, así que me puse a ello también ...


                                                         de la medida justa, ya lo ven ...


y sí, horneé una más de las que necesitaba, para sortear el próximo domingo entre los comentarios - de seguidor@s públic@s - que se hagan a este post

                                         
                    Y antes de irme, agradecer a Eloisa su paquetón, totalmente inesperado :


Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...